El programa “Emprendedoras Bavaria”, liderado por Fenalco Santander, Fenaltiendas y Bavaria, cumplió su objetivo de capacitar a 360 tenderas de Bucaramanga y Área Metropolitana en temas relacionados con su actividad empresarial como formalización, merchandising, servicio al cliente, libro de cuentas, administración y finanzas, en secciones de formación personalizadas que se hicieron directamente en sus tiendas y una socialización grupal.

Este proyecto, que cumple su tercer ciclo y que inició desde el año pasado, ha permitido a estas microempresarias tener herramientas para el buen desarrollo de sus establecimientos comerciales y de esta forma poder mejorar sus actividades comerciales.

Visitas de asesoramiento estratégico y capacitación a la medida, fueron las lideradas por un selecto grupo de profesionales, quienes impartieron durante cuatro meses formación a 360 microempresarias que lograron fortalecer sus competencias personales y empresariales.

Entre hoy y mañana se gradúan en Fenalco Santander estas mujeres, que, con ganas, dedicación, entusiasmo, y disciplina lograron culminar los módulos de formación, desde la Federación Nacional de Comerciantes se espera que el esfuerzo realizado se vea reflejado en la buena gestión y administración de los recursos económicos y de personal de las tiendas y desarrollo del sector.

LAS TIENDAS DE BARRIO EN COLOMBIA

Los tenderos hacen parte del comercio minorista, y se constituyen en un canal de distribución clave para las empresas de consumo masivo no solo por la amplia cobertura en todos los puntos geográficos y estratos socioeconómicos, sino también porque son un importante flujo de efectivo diario para las compañías productoras y comercializadoras de los productos distribuidos en el canal tienda a tienda.

Según cifras de Fenalco (2017), entre el 63% y 65% de los alimentos que compran los colombianos se hace a través de las tiendas de barrio, superando a los almacenes de cadena y grandes superficies. 

Este proyecto, nace como una oportunidad para formar a los tenderos en habilidades gerenciales que les permita potencializar el valor agregado de sus establecimientos, fidelizar a sus clientes y aumentar sus ventas.

En el país existen aproximadamente 720.000 establecimientos en los barrios, de los cuales 215.000 son tiendas tradicionales. La primera cifra hace referencia a todo tipo de comercio, como panaderías, salones de belleza, papelerías y misceláneas. Mientras que la segunda, la de las tiendas tradicionales, solo tiene en cuenta aquellos lugares que manejan unas 45 categorías diferentes de productos, como la canasta básica, dulces y bebidas.

Las tiendas son empresas que están generando una utilidad en su mayoría del 20% y 30% mensual, sirven a su comunidad como proveedores de alimentos, cuentan con un sistema propio de financiamiento y a su vez dinamizan el manejo del efectivo en la compra y venta de productos de primera necesidad. Son una vitrina casi obligada para las compañías de consumo masivo al ser un canal de distribución directo a gran parte la población.